Técnicas de refuerzo de vigas II

Refuerzo de perfiles metálicos existentes mediante soldadura de platabandas o perfiles.

Colocación de platabandas soldadas sobre las alas y el alma de perfiles metálicos en U, I, y L. Colocación de ángulos de recubrimiento biselados.

refuerzo estructuralEsta ficha muestra el ejemplo de la restauración y refuerzo de los invernaderos del Parque de la Tête d’Or en Lyon. Los elementos originales del siglo XIX estaban corroídos y en algunos casos subdimensionados. Fueron reforzados respetando la estética arquitectónica de la estructura y el estatus del monumento.

En primer lugar se procedió a la limpieza de los elementos estructurales mediante cepillado, a continuación se controlaron los elementos de unión (remaches o pernos de anclaje) y por último añadir los elementos de refuerzo, como se muestra en las figuras inferiores.

 

Refuerzo de vigas de hormigón armado mediante colocación de componentes de acero.

Las necesidades de refuerzo de los forjados de hormigón surgen por la degradación del revestimiento y/o de las armaduras (corrosión, incendio), por el aumento de las cargas de explotación (cambio de uso) o incluso para reparar errores cometidos en las fases de diseño y ejecución (errores de cálculo, defectos del revestimiento, defectos del hormigón usado…). Citaremos también el caso de perforaciones de nuevos huecos en losas existentes o la interrupción de elementos de carga, que necesitan colocar durmientes (ver ficha siguiente). Si bien existen otras técnicas de refuerzo (hormigón proyectado, resinas sintéticas…), el refuerzo con acero de las vigas y de las losas en hormigón armado es muy apreciada por los profesionales porque ofrece flexibilidad y facilidad de ejecución.

Las tres técnicas presentadas resumen muchas de las posibles intervenciones. La colocación de elementos a una viga en paralelo (figura a) de hormigón armado permite el refuerzo o el anclaje en caso de un hueco. La figura b muestra el refuerzo de una viga embebiendo perfiles compactos. Por último, la figura c muestra el refuerzo de una sección de viga por encolado de placas de chapa por medio de resina epoxi. Esta técnica se llama “método l’Hermite” y se utiliza también para reforzar los tableros de puente de hormigón armado. Hay que recordar que esta solución no permite aumentar la estabilidad ante el fuego, dada la resistencia al fuego de los pegamentos. Añadir una vigueta de acero debidamente conectada (penetración de la losa para los pasadores) en la cara inferior de una losa o viga también es una solución eficaz de refuerzo.

 

refuerzo estructural

Fuente: constructalia.com